Facebook y las redes sociales

viernes, abril 25, 2008

Hace unos días Lisi me preguntaba por mi opinión sobre Facebook, sin ser un experto en la material, pero sí un usuario de Facebook y de alguna que otra red semejante (como Orkut, pero no atiendo demasiado), este es mi punto de vista:

-Las redes sociales son herramientas útiles para poner en contacto a viejos amigos. Cuando entré en Facebook al poco apareció mi hermana pequeña que escribió en mi "Fun wall": "Yul, ¿qué haces por aquí?", supongo que se sorprendió de ver a su "anciano" hermano mayor en un "rollo" ultramoderno-fashion como Facebook.
Además de mi hermana he encontrado a amigos de Sevilla, de Granada, de Bailén... y me resulta interesante ver y compartir fotos con ellos, y estar al corriente de sus vidas.

-Las redes sociales pueden suponer una pérdida de tiempo. Si las usamos mal, en el mejor de los casos te pueden hacer perder el tiempo, por ejemplo, algunas de las utilidades de Facebook son las de enviar "regalitos" como fotos, vídeos y cosas así, no tienen mucho propósito, pero son "divertimentos" son objeto.

-Las redes sociales, mal usadas pueden ser muy dañinas. Es como internet, lo puedes usar para escribir un web/blog de estudios bíblicos, leer, escribirle a tu madre, o para mirar pornografía o el diseño de una bomba de neutrones casera. Tú decides. Tal vez la solución sería no tener internet en casa, pero ese no es el problema, sino en usarlo bien.
Siempre habrá algún jóven o mayor que encuentre novia/o no cristiana por Facebook. Los casos de infidelidades en el chat se han multiplicado en los últimos años. En cualquier caso nuestra naturaleza caída buscará la forma de salirse con la suya.. pero depende de nosotros.

-Las redes sociales pueden ser herramientas tremendamente útiles. Si no, mirad a los políticos, ¿por qué Mariano Rajoy y candidatos de otros países tienen una cuenta de Facebook?, pues porque la gente lee lo que sale en Facebook y se comparten ideas.
Cuando leo lo que está ocurriendo en Sevilla entre los jóvenes cristianos, y me refiero a "Reacciona Sevilla" y veo las fotos de mi amigo E.C alucino. Ahí veo que Facebook es genial para que los jóvenes cristianos estén en contacto de actividades evangelísticas, compartan fotos de sus comidas, salidas, pongan boletines de noticias, expongan ideas. Es genial, ¡la tecnología al servicio del evangelio!.

En conclusión, depende de lo que tengas en tu corazón, las redes sociales serán algo bueno o malo. Si estás buscando una excusa para hacerte daño a tí mismo, a otros, y a tu relación con Dios, sin duda allí tendrás una herramienta. Y si quieres exactamente lo contrario, también.

1 comentarios:

Lisi dijo...

Gracias por compartir tu punto de vista. Estuve en FB hace tiempo pero me agobié y lo dejé; también vi que se puede perder el tiempo con facilidad, "cotilleando" en las páginas de los demás, etc.

También observé algo en el centro donde vivíamos - la gente ponía un montón de información detallada acerca de sí misma en FB pero luego en persona casi no se hablaba por timidez o lo que fuera. Ya no existían las típicas preguntas para conocer mejor a alguien porque ¡ya estaba todo en Facebook! Resultaba difícil entablar una buena conversación o abrirse, mientras que los mensajes en los walls proliferaban. Incongruente, ¿no?

Pero tienes razón de que simplemente depende de cómo se use, y quizás es cuestión de plantearselo antes de meterse en una red social. Y obviamente seguir trabajando las amistades en persona, que no vale solo con leer una pared cibernética.