¿Bush rezando con el obispo de Roma?

viernes, abril 18, 2008

En estos tiempos de diversidad lo que está bien visto es lo que uno de los jóvenes de mi iglesia llama el "buenrollismo", que es lo que la gente incapaz de convivir con diferentes opiniones hace que consiste en ignorar que hay diferencias.

Creo que lo maduro y lo sensato es reconocer que vivimos en mundo lleno de diferencias, razas diferentes, países diferentes, religiones diferentes, pensamientos y formas de vida distintas, y a partir de ahora aprender a respetarnos sin diluir nuestra identidad y coherencia con nuestro credo.

Lo que el presidente George Bush, evangélico confeso, ha hecho me parece algo profundamente incoherente. ¿Por qué lo ha hecho?, no voy a entrar en juzgar unas motivaciones que ignoro, pero pensando bien podríamos suponer que por buscar un acercamiento con este gesto (rezar juntos). Un gesto que sin duda será bien visto por muchas de las personas que ven TV.

¿Y si se hubiera negado a "rezar" con el obispo de Roma?, tampoco hubiera significado una descortesía, sino un reconocimiento de las diferencias entre ambos. Lo que quiero decir con esto, es que en esta cultura del "buenrollismo", ser íntegro, ser coherente, y apegarte a tus convicciones nunca estará bien visto, si eso significa caminar solo. Y ahora vayamos a otro tema.

¿Hacemos bien en "rezar" junto con los romanistas?. Me imagino las caras de los posmodernos "superficiales" ¡qué barbaridad, cómo negarse a algo así!.
Para los evangélicos hablar con Dios, es orar, algo tan natural y sencillo que cualquiera puede hacer. La oración es una conversación con Dios, es, hablar.
Para el romanista hablar con Dios no excluye hablar (orar), pero sí incluye ciertos rezos, oraciones prescritas y recitadas, así como la mediación de terceras, cuartas y quintas personas antes de acceder a Dios mismo. María, los santos, e incluso los ángeles, son mediadores aceptados y aceptables para el católico romano. Para un evangélico esto es inaceptable, aunque respete amigablemente que su amigo romanista lo haga.

SI HAY ALGO PEOR QUE LA MENTIRA Y EL ERROR ES LA VERDAD MEZCLADA CON EL ERROR. La verdad (el evangelio) mezclada con la mentira (paganismo) engendra un monstruo de dos cabezas, parecido a la verdad, y a la vez, opuestamento diferente a ella. Para algunos es aceptable, parece verdadero, suena a cierto, para otros, lo que tienen un conocimiento exacto de la verdad, es una aberración, una mezcla que nunca se debió dar.

Sé que este blog lo leen algunos católicos romanos, no quiero ser ofensivo, pero sí quiero presentar mi punto de vista y mis convicciones.

El catolicismo romano es una mezcla de cristianismo bíblico con ritos paganos de otras religiones (una casta sacerdotal, un Sumo Pontífice, figura pagana por excelencia, etc...). Mezclar la sencillez del evangelio de Cristo con estas cosas es completamente objetable.

Reconozco que muchos fieles de Roma son salvos. Lo son desde el momento que reconocieron que no hay otro Salvador fuera de Jesús, y que Cristo es el perfecto sacrificio por nuestros pecados. No obstante, muchos, pero muchos romanistas están perdidos en supersticiones, culto a imágenes, y una peligrosa confianza en María como corredentora, así como en la eficacia de los sacramentos. No queremos que ellos se vayan a la tumba con la idea que están en paz con Dios, un paz basada en ritos o personas distintos del Salvador.

Esto no es superioridad, sino una preocupación sincera. Sabemos que sólo Cristo salva y que no hay otro nombre dado a los hombres en quien podamos ser salvos, por lo tanto... debemos cuidar unos de otros y conducir al único Salvador que no falla y que tiene poder para trasladar de las tinieblas a la luz a lo que están cautivos por el diablo.

Leer la noticia en Protestante Digital.

3 comentarios:

Anyulled dijo...

Tú dices:
La verdad (el evangelio) mezclada con la mentira (paganismo) engendra un monstruo de dos cabezas, parecido a la verdad, y a la vez, opuestamento diferente a ella. Para algunos es aceptable, parece verdadero, suena a cierto, para otros, lo que tienen un conocimiento exacto de la verdad, es una aberración, una mezcla que nunca se debió dar.

...

El catolicismo romano es una mezcla de cristianismo bíblico con ritos paganos de otras religiones (una casta sacerdotal, un Sumo Pontífice, figura pagana por excelencia, etc...). Mezclar la sencillez del evangelio de Cristo con estas cosas es completamente objetable.


Ahora, te invito a que revises tus tradiciones evangélicas y observes hasta que puntos ellas mismas están mezcladas con el paganismo. Si no lo llegas a ver, te invito a que leas Cristianismo Pagano de Frank Viola, y hagas un ejercicio mas exhaustivo.

En Cristo

MonjaGuerrillera dijo...

¿De verdad puedes estar creyendo que Wycleff, Calvino, Lutero, etc. te "limpiaron" el evangelio de todo paganismo, cuando la palabra "pistis" se usa en el presocratismo (y Jesus la usa) y la expresión salvación por misericordia viene desde la cultura acádica y ugaritica?

De acuerdo que son dos hipócritas y que sólo hacen movidas políticas. Pero el argumento para el tema de "veracidad" y "falsedad" que expones, tendría que ser más fuerte, a mi parecer.

Saludos.

Daniel Mora dijo...

Hola Julio,

Dios te bendiga,

He leido varias partes de tu Blog y me he quedado sorprendido gratamente.

Soy Cristiano, como tú, hago parte de la Iglesia Católica, que como tu bien señalas, su cabeza visible, queda en Roma.

Es verdad que tenemos diferencias doctrinales, pero creeemos en un mismo Cristo, he ahi el detalle.

El camino a El es el mismo para todos los cristianos, evangelicos y catolicos, El unico que es el camino la verdad y la vida es El.

La unico manera de caminar hacia El, es tratar de obrar como El nos enseño. Claro que somos salvos por la gracia, por la gracia de Dios, por que para el hombre es imposible.

Hermano Julio, seguiremos teniendo diferencias doctrinales, pero caminamos hacia un mismo destino.

Dios nos bendiga

Paz y bien

Daniel Mora